Mercados de Alemania, Austria y Suiza

Munich. Foto: Pablo Cantero

Para aquellas empresas capaces de sobresalir en un medio muy saturado y competitivo gracias a la innovación, u otras características destacables en calidad y servicio, y que cuente con una ventaja competitiva suficiente para afrontar los elevados costes de comercialización en esta región, los mercados de Alemania, Austria y Suiza, todos ellos entre los diez principales socios comerciales de España dentro de Europa, ofrecen un marco idóneo para la inversión y la actividad empresarial.

En general, estos mercados se caracterizan por ser muy exigentes, conservadores y poco inclinados a cambiar fácilmente de proveedores – en la gran mayoría de los casos, ya existe una relación de larga duración establecida, y si no se cuenta con características o ventajas muy sobresalientes, será muy difícil lograr un asidero inicial en el mercado; además en ciertos apartados, como el sector de alimentos y bebidas, el precio debe ser muy competitivo. Sin embargo, otros factores de apertura comercial y cultural proporcionan una base conveniente para diversas oportunidades de negocios.

Otros factores y oportunidades a tener en cuenta para la comercialización de productos de consumo incluyen los cambios en los estilos de vida y patrones de compra de cada vez más consumidores: notables entre éstos, el incremento de los hogares de parejas sin hijos (con ingresos dobles), y hogares de un solo individuo, el envejecimiento de la población, la conciencia medioambiental y ética como claves para la aceptación de cada vez más productos, y el crecimiento de las comunidades inmigrantes de distintas regiones.

Alemania

Para muchas empresas, el gigante de Europa es un destino ineludible: una gran parte de los puestos de trabajo del país dependen de manera directa o indirecta del comercio exterior, o bien de la investigación y desarrollo; más del 20% de investigadores europeos viven en Alemania.

Con una media de edad de 46 años, Alemania tiene también una de las poblaciones más envejecidas del mundo, circunstancia determinante en las tendencias de consumo y oportunidades para empresas: el mantenimiento de la salud, el bienestar y la autonomía en edades avanzadas ganan cada vez más importancia.

La preferencia cada vez más extendida entre los consumidores alemanes por una nutrición adecuada y la producción orgánica y/o local de alimentos, incluso a un precio más elevado, abre la puerta a aquellas empresas capaces de proporcionar productos y tecnología agrícola de consumo eficiente y responsables con el medioambiente; o bien, soluciones orientadas de cría y cuidado de animales dentro de estrictos estándares éticos y sanitarios. Esto abarca tanto el ganado para la producción alimentaria, como los productos para animales de compañía: alimentos, insumos para medicina veterinaria, accesorios, etc.

Igualmente, conviene tener en cuenta la influencia de las comunidades inmigrantes y trabajadores extranjeros en los gustos y hábitos de compra de los consumidores alemanes, así como su participación en el tejido de pequeñas empresas y autónomos; el impacto de la actividad empresarial de los inmigrantes y las preferencias de consumo de cada una de éstas comunidades en la actividad económica local y el comercio exterior ofrecen oportunidades cada vez más significativas en el sector de alimentación y restauración, viajes y turismo, sector textil, moda y accesorios, y apartados relacionados con los medios de comunicación y eventos culturales.

Austria

Este mercado pequeño, pero con una economía dinámica y diversa, una ubicación inmejorable para el comercio intracomunitario, y numerosos sectores especializados en bienes de diseño y de alta gama presenta una variedad de posibilidades que conviene explorar; destacables entre éstas, las cadenas de suministro de metalurgia y producción de acero y aluminio, vehículos, productos químicos y farmacéuticos, madera y papel, el sector sanitario y la industria turística. Al ser una de las principales zonas de paso de bienes por carretera de Europa, es también prioritario el mantenimiento de las infraestructuras de transporte y comunicaciones, así como métodos para incrementar la eficiencia de los traslados y reducir el impacto medioambiental de vehículos.

Al igual que en los países vecinos, la avanzada edad promedio de la población abre varias posibilidades a empresas y productos orientados al cuidado de la salud y el bienestar, actividades de formación complementaria para mayores, recreo, ocio y viajes. Por otra parte, el establecimiento de comunidades extranjeras y la difusión de diferentes cocinas del mundo en centros urbanos trae consigo oportunidades en sectores de alimentación típica de otras regiones, sectores de alimentación gourmet, y por otro lado, soluciones convenientes para la preparación y consumo rápido de alimentos.

Suiza

Aunque los efectos de la crisis mundial no se dejaron sentir con tanta intensidad en su economía como en la del resto de países de Europa, éstos sin embargo han dejado su huella en los hábitos de consumo del país: la competitividad en el precio es un elemento para alcanzar a una parte significativa de la población. Por otro lado, aunque los productos y marcas suizas han sido capaces de capear lo más profundo de la crisis sin graves consecuencias, es previsible que el encarecimiento del franco suizo afecte a los exportadores.

No obstante, el panorama general de Suiza como un mercado de renta disponible elevada, una tasa de desempleo entre las más reducidas del mundo, y relativamente poco sensible al precio se mantiene con relativamente pocos cambios. Entre los sectores con posibilidades más significativas para el crecimiento: alimentos y bebidas, biotecnología, insumos farmacéuticos y médicos, construcción civil, y soluciones en sostenibilidad y calidad medioambiental, ante el crecimiento de la población debido a la inmigración laboral.

La presencia de numerosas empresas multinacionales supone también una fuente de oportunidades en formación complementaria para la empresa, protección de datos, y no menos importante, las preferencias y hábitos de consumo de trabajadores extranjeros procedentes de una variedad de países; todos estos factores componen un mercado pequeño, pero cosmopolita y con notable poder adquisitivo, interesado en artículos de alta calidad y valor añadido, principalmente en el ahorro de tiempo y conveniencia de uso.

¿Tienes experiencia en trabajar con los mercados de Alemania, Austria o Suiza? Compártela con otros emprendedores globales en nuestro blog: emprendedorglobal.info.

 


emprendedorglobal

El blog para emprendedores y PYMES interesados en la internacionalización.

0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: