Antes de la pandemia, se crearon unos 39.000 puestos de trabajo en el país gracias a proyectos de inversión extranjera directa (IED).

La inversión de empresas extranjeras en el Reino Unido cayó un 57%, hasta 19.700 millones de dólares, por debajo de los 45.400 millones registrados en 2019, lo que convierte a Gran Bretaña en el duodécimo país más popular para los inversores extranjeros detrás de países como Alemania, México, India, Suecia, Canadá y Brasil.

Las cifras, de acuerdo con los datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), reflejan la cantidad de inversión o ganancias obtenidas por empresas extranjeras en un determinado país. Según las mismas, China fue el mayor receptor de capital extranjero, con flujos de entrada que implicaron un aumento del 14% hasta los 212.000 millones en 2020.

Según la OCDE para que una IED se identifique como tal, la parte inversora debe poseer al menos el 10 % de la empresa en la que invierte, de lo contrario se clasificaría como inversión en cartera.

En segundo lugar, se posiciona Estados Unidos, que fue el segundo mayor receptor de IED en 2020 con 177.100 millones. A pesar de la posición y del volumen de inversión recibido, ésta representó una caída del 37% en comparación con 2019, cuando la IED acumulada fue de 282.100 millones.

En Europa, Luxemburgo fue el país con mejor posición del continente, con el cuarto lugar. En 2020, la economía de Luxemburgo se benefició de una inyección de 62.000 millones de dólares y el mayor aumento interanual (319%) unos 47.200 millones respecto a 2019.

Por otro lado, India (64.400 millones de dólares), Alemania (35.600 millones de dólares) e Irlanda (33.300 millones de dólares) se encuentran entre los otros países que obtuvieron más de 30.000 millones cada uno de IED en 2020, ocupando respectivamente el tercer, quinto y sexto lugar.

El Reino Unido ocupó el puesto doce, con 19.700 millones de dólares en 2020, lo que implica una contracción del 57% en comparación con los 45.400 millones recibidos en 2019.

También cabe destacar el caso de Finlandia, que con un 81% sufrió la mayor caída de IED en 2020, con un total de 2.600 millones, frente a los 13.500 millones registrados en 2019.

Los datos de la OCDE registran las entradas de IED para los cuatro trimestres de 2020 (enero a marzo de 2020; abril a junio de 2020; julio a septiembre de 2020 y octubre a diciembre de 2020) y se suman para establecer una cifra anual y definitiva de entradas de IED para el año natural de 12 meses de 2020.


emprendedorglobal

El blog para emprendedores y PYMES interesados en la internacionalización.

0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: